Durante la época del verano es importante que sepamos cuáles son los mejores alimentos para ingerir, y así permitir que el organismo funcione normalmente.

El aumento de las temperaturas y el calor del verano hacen que nuestro cuerpo necesite más agua por la pérdida de líquidos por medio del sudor. Esto puede hacer que experimentemos falta de energía.

En verano no es necesario que comamos menos que en invierno, pero si es necesario que tengamos una dieta distinta pues el número de calorías que vamos a necesitar será menor y la hidratación debe ser mayor.

Las comidas que se deben obviar durante el verano son las grasosas, las pastas, el pan. Todas estas comidas hacen sentir pesadez y enlentecen el metabolismo, por lo que pueden llegar a causar hasta indigestión.

A continuación, los principales alimentos que los expertos recomiendan para el verano:

Verduras: Son indispensables. Los nutricionistas proponen incorporar todos los colores al plato de ensaladas para equilibrar las vitaminas que se consumen.

Frutas: Se aconseja incorporarlas a la dieta. Desde las que son más ricas en agua como el melón y la sandía, piña, mango etc. Todas las frutas son una buena elección para el verano.

Carnes: Es mejor consumir cortes de carne sin grasa y no en porciones muy grandes. El pescado a la plancha, el pollo y la carne asada. son grandes opciones para la época calurosa.

Durante el verano solemos estar picando comida entre horas. Puedes suplir estos antojos con helados de hielo de fruta natural. Tener algunas manías, nueces, pistachos u otras semillas comestibles para picar y evitar las frituras.

Publicado en Nutrición

La salud es algo que no debe descuidarse en ninguna temporada del año. Aunque pareciera que en temporada de frío es más fácil contraer resfriados e infecciones en la garganta, el verano también viene acompañado de algunos padecimientos de salud, entre ellas:

1. Deshidratación: Esto sucede cuando tu cuerpo presenta mayores cantidades de salida de líquidos de las que recibe. Para prevenirla debes tomar suficiente agua o apoyarte comiendo frutas.

2. Hongos: Los lugares públicos son bastante concurridos en la época de verano y esto hace que el riesgo de contraer infecciones sea mayor sobre todo el pie de atleta. Para evitar esta enfermedad no andes descalzo por ningún motivo en estos lugares.

3. Enfermedades digestivas: En verano este tipo de enfermedades aumentan, debido a que los hábitos alimenticios de algunas personas cambian drásticamente sobre todo si pasan estos días fuera de su hogar. Para librarse de una enfermedad digestiva es necesario mantener una alimentación sana, lavar los alimentos y mantenerlos debidamente refrigerados.

4. Infecciones del oído: Es conocida también como otitis externa y para poder evitarla debes utilizar gorro al momento de nadar.

5. Picaduras de insectos: Las picaduras provocan molestias alergias y en algunos casos los insectos son portadores de enfermedades, sobre todo los mosquitos. Es necesario que utilices repelente para evitar sufrir una picadura.

Publicado en Salud general

Inicia el verano y con ello existen ciertos factores de riesgo para la salud. Toma nota de los siguientes tips que te ayudarán a vivir sano en época de calor.

Durante esta época debido a que el organismo no necesita realizar demasiado trabajo y no gasta tanta energía, debe consumirse una menor cantidad de calorías. Es por esto que la alimentación debe modificarse y adaptarse. Se deben mantener hábitos alimenticios saludables como evitar el picoteo para mantener un peso sano.

Es importante también, incrementar los alimentos altos en vitaminas, minerales y antioxidantes y beber una alta cantidad de agua para tener una buena hidratación. Debes evitar beber café, aguas gaseosas o bebidas alcohólicas, debido a que harán que pierdas mayor cantidad de líquidos corporales.

Se recomienda consumir frutas y verduras de la temporada y que éstas sean parte de tu alimentación durante el verano, lávalas bien para prevenir las diarreas comunes de esta época. Entre las 11 am y 3 pm son las horas con mayor radiación, evita estar bajo el sol en este período de tiempo e intenta realizar temprano las actividades al aire libre.

Además es importante que utilices lentes, gorras y ropa fresca para protegerte del sol. No te olvides de lo fundamental, que es utilizar un bloqueador solar en tu piel, aunque el día esté nublado. Toma en cuenta estos tips y cuida tu salud en época de calor.

Publicado en Salud general

Durante la época de verano es más común la proliferación de las bacterias, ya que estas necesitan temperaturas cálidas para vivir y reproducirse.

Las bacterias pueden entrar en contacto con frutas y verduras en el campo, si han sido regadas con agua contaminada o han entrado en contacto con excrementos de animales; en las carnes puede suceder en el matadero o sala de despiece, por una manipulación inadecuada, y en los pescados y mariscos, en el establecimiento donde se adquieren, por una mala conservación.

Para evitar una intoxicación alimentaria debes:

Consumir alimentos tratados y manipulados higiénicamente: carnes, pescados y productos de repostería deben estar refrigerados o congelados, y en los establecimientos de restauración debe ser obligatorio el uso de ovoproductos en la elaboración de salsas o mayonesas.

Cocinar de forma correcta: los alimentos pueden sufrir una contaminación que provenga de los microorganismos, pero si se cocinan de forma correcta pueden ser destruidos por el calor. La temperatura que se debe alcanzar en el centro del producto para llegar a una eliminación correcta debe ser de 70º.

Comer los alimentos después de cocinarlos: debemos evitar dejar los platos a temperatura ambiente una vez hayamos cocinado los productos.

Alimento cocinado, alimento higienizado: todos aquellos alimentos que no se puedan consumir de forma inmediata, deberán mantenerse bajo la acción del calor por encima de los 60º o si se conservan en frío deben permanecer por debajo de los 7º.

Asegurar una correcta higiene de la persona que manipula los alimentos: es imprescindible que sus manos permanezcan siempre limpias, y debe realizar una limpieza y desinfección correcta de la cocina. Es muy importante el almacenaje de la basura en recipientes lisos, lavables, cerrados, y ubicados lejos de los alimentos que se manipulan.

No consumir alimentos perecederos expuestos a temperatura ambiente: en bares, cafeterías, restaurantes... los alimentos deben permanecer protegidos por vitrinas y deben estar conservados en unas condiciones sanitarias adecuadas. Además, deben estar refrigerados cuando lo precisen.

Publicado en Salud general